Sueña con los Play Off; se aleja de la punta

Por Agustín “Colo” Aguirre (Corresponsal LBD en La Pampa)

De local Quilmes se reencontró con la victoria luego de 4 derrotas seguidas y sigue soñando con entrar a los play off. Le ganó con lo justo a La Unión de Formosa por 91 a 83 con 27 puntos de Baxley; mientras que el líder provisorio de la LNB, Peñarol, sufrió su segunda derrota en línea esta vez en Concordia ante Estudiantes por 93 a 90 con 20 tantos de Gamboa como el goleador del partido. La foto es gentileza de www.ligateunafoto.com

Te espero campeón

Quilmes tenía que ganar si o si, y lo hizo, pero tuvo que sufrir y mucho para vencer a La Unión de Formosa en el Once Unidos, ahora tiene día libre y el domingo espera al último campeón Regatas para tratar de dar el batacazo y clasificar a los playoffs sin jugar la reclasificación.

Salió como si no tuviera responsabilidades para ganar. Su defensa fue tan débil en los primeros  minutos que La Unión convirtió en 7 de los primeros 8 ataques y se escapó arriba 6-16 para que Leandro Ramella, tempranamente tenga que pedir minuto. Su defensa tenia huecos por todos lados y los formoseños metían puntos de todos los colores

Luego del minuto mejoró la defensa y achicó distancias a 4  (14-18) con puntos de Romero en la pintura, pero otra vez La Unión movió bien el balón en ataque y consiguió un imposible: cinco triples en cinco intentos en cinco manos diferentes. Y un triple por puesto: base, escolta, alero, ala pivote y pivote. Por el contrario el local atacó con solo 1/6 en triples y sobre todo con Walter Baxley con 0/5 de campo. Encima La Unión quedando un minutos se volvió a escapar por 10 (15-25) y así ganó el primer chico por 18-28

Miren si habrá sido malo el comienzo del segundo cuarto de Quilmes, que cuando se habían jugado solamente 1:30, Ramella metió tres cambios juntos y el “cervecero” se quedó sin titulares  en cancha, pero la cosa  no mejoraba en  absolutamente nada, La Unión siguió sacando diferencias y el técnico marplatense se vio obligado a pedir minuto 17 abajo (20-37), con 7:17 en el reloj.

Parecía no encontrarle la vuelta, pero se levantó la gente, se contagiaron adentro con el empuje de Gallizi y Maciel, la conducción de Sahdi, y se acercó a 10 (29-39). Pero el juego no acompañaba al corazón y los de Picato dominaban, ante un Quilmes que volvió loco y empezó a tirar “Piedras” al aro sin tener una idea clara de juego. La visita se fue al descanso largo arriba por 13 (36-49).

Algo para tener en cuenta lo que fue el partido para el local  Quilmes lanzó 1 de 11 desde mas allá de 6.75 , mientras que La Unión anotó 7 de 9, con un 78%.

El conjunto local salió con todo a la segunda mitad, tratando de ajustar la defensa y metiendo la pelota a la pintura para Romero, que anotó cuatro puntos consecutivos y asistió a Ghersetti que metió un triple que lo dejó a 8 (45-53), en apenas 2:20 de juego.

El pivote fue clave en la remontada y Marín lo sacó a Elliot rápido con cinco faltas, Zago sufrió la cuarta y Picatto trataba de acomodar las cosas porque el “cervecero” se le venía de a poco  a (51-57). La explosión llegó cuando restaban 3:50 para el final del tercer cuarto, el local ganó tres rebotes ofensivos, el último de Romero que además anotó y sacó la falta para quedar a un triple (56-59).

Si esa jugada levantó Once Unidos, ni hablar lo que sucedió dos minutos después, cuando Ghersetti se hizo fuerte, metió el doble y el de premio para pasar al frente por primera vez en la noche (60-59). y si le faltaba algo para completar un cuarto perfecto, Lucas Ortiz   manejó la última bola, se levantó sobre la marca de Prelazzi y clavó una bomba que le dio la ventaja de 5 (67-62) de cara al último parcial.

 El “tricolor” sabía que tenía que hacer lo mismo que el cuarto anterior y así arrancó, todos pensaban que el local se encaminaba hacia un triunfo fácil. Pero no,  la sequía de dos minutos le dio la chance a la visita de meterse en juego e igualar en 72 con una buena mandada de Mora, a 6minutos  del final. El partido se volvió emocionante y empezaron a alternar el dominio del marcador. Walter Baxley no tenía su mejor noche, pero en el tramo caliente agarró la pelota y tomó todas las decisiones.

Cada vez que parecía que Quilmes se podía cortar, Keenan lo devolvía al partido y le ponía un toque de dramatismo al final. Un triple de Lucas Ortiz le dio ventaja de cuatro, a 1:20, pero dos libres de Gianella y una pérdida de Sahdi que terminó en volcada del americano, igualó las acciones en 86, con 51 segundos en el tablero.

Romero le dio ventaja de uno desde la línea, pero Ghersetti cometió una falta rápida, innecesaria, y Keenan puso al frente a su equipo por 88 a 87, a falta de 37,2. Baxley fue bien marcado por su coterráneo, tiró forzado, Piñero capturó el rebote y anotó. Quedaban 20,7segundos. Quilmes ganaba por uno y La Unión tenía la última pelota para llevarse el partido.

Nicolás Gianella se hizo cargo de la jugada, lo cerró bien Piñero, el base no pudo armar el tiro, se terminó yendo con pelota y todo, lo que le dio la chance al “Faca” de definirlo desde la línea, para que el “tricolor” vuelva al triunfo por 91 a 88, y espere con otro ánimo al líder Regatas el domingo en un Once Unidos que seguramente lucirá colmado.

Derrota que duele

Si Peñarol quería ser el puntero de la liga, ayer dilapidó todo tipo de chances al caer en su segundo partido seguido de visitante perdiendo mucho terreno para ser el “1” de la LNB.

El primer cuarto fue para los dirigidos por Laginestra, en un trámite parejo, en donde Peñarol, tuvo un mejor arranque, más tranquilo y ordenado, con Campazzo bien en la circulación, para tener opciones claras, con Leiva importante en la zona interna, aportando 7 puntos, Boccia desde el perímetro y penetrando, sumó 8 y Gutiérrez aportó 2 triples, pero el “Verde” se serenó, comenzó a manejar la pelota con Ferreyra importante, Hunt haciéndose fuerte en la zona pintada, con los rebotes y el goleo con 7 tantos, ingresó muy bien Gamboa y Rivero con dos triples, uno sobre el final, para pasar arriba en el marcador y quedarse con el cuarto.

El segundo parcial volvía a ganarlo el conjunto entrerriano, con un score de 19 a 14, jugado con mucha intensidad y muy luchado  con jugadas que generaron discusiones, en donde Estudiantes realizó una muy buena tarea defensiva, con mucha presión sobre los principales anotadores de Peñarol, que no conseguían opciones claras, generando nerviosismo y desorden, además de eso “Leo” y Campazzo no aparecían y el local tuvo en ofensiva a un Gamboa imparable, con toda su personalidad, penetró la defensa del rival y terminó el cuarto con 11 puntos, para conseguir una ventaja de 7 tantos, e irse al descanso largo (42-35)

El tercer cuarto nuevamente fue para Estudiantes, jugando en un gran nivel, firme en defensa provocando que a Peñarol le cueste mucho tener ofensivas claras , Leiva con 6 tantos, fue el más efectivo, además el Verde jugó muy bien en ataque, con un gran repertorio, imponiéndole mucho ritmo a su juego, con Ferreyra y Gamboa muy importantes en el traslado y la circulación, Giorgi jugó un gran cuarto, pero Lee fue el más determinante, con 11 tantos, para que el Verde saque una ventaja de 17 puntos para salir a jugar el tramo final. (73 – 56),

El último cuarto Peñarol se acordó a  jugar, sacando todo su potencial individual, en un trámite de mucha intensidad y nervio los bases fueron claves, Campazzo, para la remontada, aportando 14 puntos y mostrando toda su calidad y Ferreyra  sumando 7 tantos y jugando en un gran nivel, para llegar a un final ajustado, apasionante, la visita con habitual receta metió 4 triples en el cuarto , pero el “Verde”, con un triple importante de Gamboa, en los tramos finales y el gran trabajo defensivo en las últimas ofensivas de Peñarol, lo mantuvo arriba y se quedó con el partido por un ajustado 93 a  90.

Síntesis:

Estudiantes (93): Nicolás Ferreyra 19, Juan Manuel Rivero 11, Facundo Giorgi 11, Lee Roberts 15, Kyle Hunt 13(FI), Eduardo Gamboa 20, Pablo Moya 4, Cristián Cortés 0. DT: Hernán Laginestra.

Peñarol (90): Facundo Campazzo 16, Forrest Fisher 0, Adrián Boccia 12, Leonardo Gutiérrez 13, Martín Leiva 17(FI), Matías Ibarra 11, Gabriel Fernández 0, Axel Weigand 15, Isaac Sosa 6, Franco Giorgetti 0. DT: Fernando Rivero.

Parciales: (23-21), (42-35), (73-56) y (93-90).

Share this:
Share this page via Email Share this page via Stumble Upon Share this page via Digg this Share this page via Facebook Share this page via Twitter
(Visited 16 times, 1 visits today)

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>