Regreso a las canchas, protocolos y más: así es el fútbol en Israel durante el Covid-19

 Por Martín Tinka Velasco (Especial para LBD)

Foto: Facebook del FC Sektzia Ness Tziona

Foto: Prensa FC Sektzia Ness Tziona

Tras algunos meses de parate debido a la pandemia, la Liga Profesional israelí volvió a disputar su campeonato. El cordobés Francisco Dutari, defensor del Sektzia Ness Ziona de la Primera División, dialogó en exclusiva con LBD y relató detalladamente la situación deportiva y social en aquel país.

En su larga carrera como futbolista, “Pancho” vistió las camisetas de Godoy Cruz (donde debutó en Primera), Talleres, Sarmiento de Junín, Atlético Tucumán, Rosario Central y Pumas de México, entre otros. Su último paso antes de abrirse paso a tierras europeas fue en Central Córdoba de Santiago del Estero, consiguiendo el ascenso a la Superliga.

pancho 4

Así como a tantos otros, la expansión del coronavirus le modificó su actualidad pero no tuvo otra opción que adaptarse. Según afirman los expertos, Israel fue uno de los países modelo en cuanto al manejo de la pandemia, superando los 18 mil casos totales, una medición muy baja en relación a los estados vecinos y de la región.

“Tuvimos muchísima incertidumbre. Las primeras cuatro semanas el aislamiento era total, no se podía salir ni a la calle. Fue duro, sobre todo para la cabeza, porque tenías que estar muy fuerte anímicamente para levantarte a entrenar viendo las noticias y sabiendo que quizás la liga no se iba a reiniciar. Sentía que estaba haciendo un esfuerzo enorme para mantenerme activo y no sabía si el siguiente partido que me toque jugar quizás iba a ser en cinco o seis meses”, cuenta a través de una charla vía Whatsapp.

Esas dudas comenzaron a despejarse con el correr del tiempo, ya que el gobierno adecuó su plan de acción para ir saliendo de la cuarentena siguiendo estrictos protocolos sanitarios. “De a poco se fueron levantando ciertas restricciones y empezaron a circular versiones que el fútbol podía retornar. Eso volvió a darnos esperanzas y el ánimo cambió. En abril ya se podía salir hasta a 100 metros del domicilio, al menos para empezar a correr. Luego fueron 500, lo cual iba dando paso a la reactivación no solo psíquica sino física».

Iniciando el mes de mayo, tanto la Liga Profesional de Fútbol como así también la de Básquet habilitaron el entrenamiento en grupos de no más de 10 personas. Todos debían someterse a diferentes análisis de sangre, eran controlados con un termómetro cada día y estaban obligados a firmar planillas dejando constancia que no tenían síntomas relacionados al coronavirus.

Para Dutari la cosa fue distinta, ya que las prácticas del Sektzia Ness Ziona demoraron un poco más en comenzar: “Con mi equipo volvimos el 10 de mayo, momento en el cual ya estaban permitidos los trabajos con el plantel completo. Fue muy raro después de más de sesenta días volver a ver a los compañeros, reencontrarse y no poder saludarse más que con el codo, porque se cumplía el protocolo a rajatabla.”

La fecha de regreso a la competencia oficial fue el 3 de junio, en lo que sería la reanudación del certamen que aún tenía siete fechas por disputar. “La semana previa al inicio jugamos amistosos con Beitar Jerusalén y Hapoel Tel Aviv, ambos en nuestra cancha. Necesitábamos prepararnos y hacer fútbol formal otra vez. Más allá de recuperar la forma física y futbolística lo que preocupaba era el riesgo de lesiones, pero el cuerpo técnico tuvo en consideración la cantidad de minutos que íbamos a disputar cada uno para medir las cargas y  evitar por ejemplo lo que sucedió en la Bundesliga, que tuvo muchos lesionados luego de la primera fecha”.

Ya era hora de volver a competir, la espera había terminado tanto para Dutari como así también para sus compañeros, entre los que se encuentra otro ex Talleres, el delantero Eial Strahmann.

Foto: Prensa FC Sektzia Ness Tziona

Foto: Prensa FC Sektzia Ness Tzion

“Nuestro primer partido nos tocó jugar de visitante, obviamente a puertas cerradas. Solo había algunos periodistas y alcanzapelotas, todos con guantes y barbijos. Para entrar al vestuario otra vez tuvimos que tomarnos la temperatura y firmar la planilla de responsabilidad. A los días jugamos de nuevo y además de esos estudios mencionados, también utilizaron un oxímetro de pulso para comprobar la saturación de oxígeno en  sangre”.

Al ser consultado por las cosas curiosas o que lo sorprendieron, “Pancho” hizo alusión a la cantidad de suplentes que, por reglamentación de FIFA, pasaron a ser nueve en vez de siete, lo cual fue permitido gracias a la normativa que permite cinco cambios. Pero lo que más llamó la atención del jugador fue el saludo protocolar: “Hacemos la mímica, están los dos equipos, los árbitros al medio y pasamos delante de todos pero sin darnos las manos, solo con miradas.”

Para cerrar, dejó una reflexión más que interesante: “Las incongruencias de todo esto, que me llaman mucho la atención, es que adentro de la cancha el comportamiento de los jugadores sigue siendo normal. En una pelota parada estás marcando a un rival bien de cerca para evitar sus movimientos, casi frente con frente, mientras que afuera los suplentes están obligados a sentarse a dos metros de distancia y con barbijo puesto, es ilógico”.

Sektzia Ness Ziona buscará en las cinco fechas que restan salvarse del descenso y mantenerse en la Primera División del fútbol israelí. En lo que va del reinicio empató un partido (2-2) y ganó el restante (1-0). Este fin de semana tendrá nuevamente acción frente al Ashdod SC, en lo que será un nuevo desafío, así como también lo fue atravesar el parate y volver a las canchas tras la cuarentena provocada por el coronavirus. Que sea con éxito.

Share this:
Share this page via Email Share this page via Stumble Upon Share this page via Digg this Share this page via Facebook Share this page via Twitter
(Visited 68 times, 1 visits today)

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>